Go to Top
  • No hay productos en el carrito.

HEMOFILIA

La hemofilia, es padecida por los varones y heredada únicamente por las mujeres, por lo que resulta sencillo identificar el lado de la familia que está heredando el padecimiento.

¿Qué es?

La hemofilia es una enfermedad genética recesiva que impide la buena coagulación de la sangre. Está relacionada con el cromosoma X y existen tres tipos: la hemofilia A, cuando hay un déficit del factor 8 de coagulación, la hemofilia B, cuando hay un déficit del factor 9 de coagulación, y la hemofilia C, cuando hay un déficit en el factor 11 de coagulación.

El problema principal que existe con esta enfermedad, es que cualquier hemorragia o sangrado, interno o externo, por muy sencillo o simple que parezca, puede causar que la persona se desangre, porque en ningún momento, se crea la coagulación necesaria para detenerlo.

¿Qué conflicto emocional estoy viviendo?

Lo primero que deberemos tener muy claro, es que, con la hemofilia, “ya se nace”. No es una enfermedad que surja en algún momento de nuestra vida, a menos claro, que hayamos sido programados por nuestro árbol genealógico para ello, ya sea por herencia de un doble o por proyecto sentido.

Lo segundo que deberemos tener en cuenta, es que sangre es “familia”, por lo tanto, si el peligro principal que implica este síntoma es “desangrarme y morir”, claramente deberé buscar emociones, relacionadas con mi familia, en las que yo viva con miedo a perder a mi familia y morir, o a perderme de mi familia muriendo.

Por todo esto, deberé buscar en mi vida, en el árbol genealógico (mis dobles) y en mi proyecto sentido, historias emocionales como estas:

  • Tengo mucho miedo a morir de un derrame cerebral.
  • Tengo mucho miedo a morir desangrado.
  • Tengo pavor a la sangre.
  • Me muero si veo sangre.
  • Me encantaría reconciliarme con mi familia.
  • No me siento capaz ser padre y mantener el linaje familiar o el apellido.
  • Mi familia me obliga a separarme de…
  • Mis hijos me obligan a separarme de…

Y algo importante y hasta cierto punto “curioso” de la hemofilia, es que todo lo que sean heridas, sangrados, hemorragias, etc. Surgirán u ocurrirán dentro del ambiente familiar, en casa, cerca de casa, al salir de casa, con la familia, con algún miembro de la familia, etc.

Usualmente los hemofílicos, no padecen de sangrados, hemorragias, heridas, etc, cuando se encuentran con amigos, trabajando o en ambientes con gente desconocida. Esto porque inconscientemente, están viviendo una emoción de “con desconocidos, sí puedo ser yo y mostrarme fuerte, valiente, seguro”, con mi familia no puedo hacer eso, para ellos soy débil.

Y como me es imposible expresarme a mis anchas delante de mi familia o con mi familia, no me siento capaz de “ser yo” y por lo tanto, me expreso por dentro, “sangro”.

Un conflicto adicional que puedo estar heredando o para el que he sido programado, es el hecho de traer cargando historias familiares dolorosas en donde nadie fue capaz de cicatrizar la herida, solucionar el problema o la tragedia y yo he heredado esa misión o bien fui programado para ello.

En ese caso debo buscar en la historia familiar, todos los conflictos emocionales relacionados con heridas familiares.

Una vez identificado el conflicto, la historia, yo puedo hacer una carta de duelo liberándome de todo eso y haciendo conciencia, de que yo merezco vivir sano, sin sangrar, pudiendo coagular. Deberé cambiar la dinámica familiar, mis creencias y miedos.

 Yo soy capaz de vivir sin hemofilia y estoy seguro de poder superar esto que no es mío y no me corresponde.

MEMORIA EMOCIONAL

Si tienes interés en descodificar tus heridas, enfermedades y problemáticas, puedes contactarme al 044 55 1609 2479 o talleres@memoriaemocional.com y hacemos tu abordaje personal para la resolución de un conflicto, síntoma o enfermedad.

Consulta presencial y Skype.

, , , , , , ,