Go to Top

¿Sabes por qué has escogido el trabajo que haces?

La vida parece que esté llena de casualidades, muchas veces cuando nos paramos a pensar sobre nuestro recorrido de vida, solemos decir “que casualidad, de que curiosa manera llegué yo hasta aquí”

Según mi experiencia profesional en estudios transgeneracionales, nada de casualidad tiene nuestra profesión, siempre es consecuencia de una información inconsciente, que nosotros no sabemos, pero esta registrada en alguna parte de nosotros, seguramente en la parte desconocida del ADN, de nuestro material genético, que nos ha sido transmitido por nuestros progenitores.

Como muchas otras cosas, nuestra profesión completa necesidades familiares no cubiertas, necesidades que fueron traumáticas. El inconsciente familiar trata de que esa situación no se vuelva a repetir y pone remedio a ello.

Vamos a poner dos ejemplos.

Tenemos un hombre de 39 años que trabaja como Educador Social de Juventud:

Cuando le pregunto sobre el objetivo de su trabajo, me contesta literalmente –“mi trabajo es dar estrategias suficientes para que los jóvenes puedan tomar buenas decisiones”

La explicación transgeneracional a la profesión de nuestro consultante, se remonta a su abuelo paterno, la familia del abuelo paterno poseía una gran hacienda, eran muy ricos, pero en un trágico accidente mueren los padres del abuelo paterno, dejando a dos niños en edad adolescente, que mal aconsejados por personas de su entorno, con muy malas intenciones, les hicieron firmar documentos hasta dejarles sin nada, les habían robado todo, el abuelo cuenta que se tuvieron que ir de su casa solo con un carro y un baúl con algunos recuerdos de familia. Tuvieron una vida muy dura, llena de penalidades y crecieron con la culpabilidad de sus actos, por desconocer lo que les convenía. Esto es justo lo que hace nuestro consultante, se ocupa que cientos de jóvenes sepan lo que les conviene y tomen buenas decisiones.

Tenemos una mujer de 50 años que hace 30 años trabaja en el comedor de una escuela:

Sirve la comida a 300 niños cada día, es mucho tiempo haciendo el mismo trabajo, tiene que haber una necesidad inconsciente importante que cubrir en su genealogía. Buscamos la historia y encontramos un gran drama en la familia de su madre, a su abuela materna se le mueren dos niñas pequeñas en la guerra porque no tiene con que alimentarlas, queda anclada esa información, “dar de comer a los niños” como prioridad, para que no se vuelva a sufrir. Y es lo que hace de un modo inconsciente con su trabajo.

 Fuente: http://bit.ly/2iYYn8z

MEMORIA EMOCIONAL

Si tienes interés en descodificar tus heridas, enfermedades y problemáticas, puedes contactarme al 044 55 1609 2479 o talleres@memoriaemocional.com y hacemos tu abordaje personal para la resolución de un conflicto, síntoma o enfermedad.

Consulta presencial y Skype.



, , , , , ,
Agenda una consulta