Biodescodificación-Abundancia

Biodescodificación-Abundancia

Cuando hablamos de prosperidad no nos referimos solo al dinero. La prosperidad es,  tiempo para disfrutar y gozar de lo que hacemos, la comodidad en nuestra vida, la salud, la belleza, las relaciones, y por supuesto al dinero. La prosperidad hace también referencia a un estado de ánimo.

Prosperidad no es solo tener dinero

El amor es poderoso y contiene todo aquello que podemos desear soñar y, sin duda mucho más. La prosperidad es, por ejemplo: tiempo para disfrutar y gozar de lo que hacemos, la comodidad en nuestra vida, la salud, la belleza, las relaciones, y por supuesto al dinero. La prosperidad hace también referencia a un estado de ánimo.

Trata de pensar por un momento en el lugar donde te encuentras en este momento: en tu ciudad, en tu país, en tu continente, en el planeta tierra, en nuestra galaxia la Vía Láctea, en nuestro Universo… ¡Somos tan pequeñitos! Trata de imaginarte por un momento la infinita abundancia que existe, en la cantidad de planetas, estrellas, asteroides… que existen, o en la cantidad de gotitas de agua que hay en el mar, el Universo es infinito y es una provisión inagotable.

Nuestra vida, es decir, la totalidad de las posibilidades (capacidades) a nuestra disposición, está más que dispuesta a materializar nuestros deseos de prosperidad y a ofrecérnosla. El carburante de la propia vida es la felicidad, y por ello, siempre está dispuesta a hacer lo necesario para que seamos sus generadores, sus creadores. Ella se convierte en lo que nosotros sentimos y experimentamos.

La dificultad se halla en que no siempre aceptamos esta realidad y por consecuencia su abundancia. En algún rinconcito creemos no merecerla; nos creemos indignos de aquello que en realidad hemos venido a vivenciar, igual que nos creemos indignos de la Esencia que lo ha Creado Todo.

Hemos crecido con una o varias de estas creencias. Las hemos interiorizado como nuestras: no hay suficiente para todos, los ricos son todos unos ladrones, hay que ahorrar por si luego no hubiese o se acabase, el dinero se acaba, se gasta, tener mucho es “pecado”, hay que trabajar muy duro para vivir…

Tomemos como ejemplo la última de estas creencias: hay que trabajar muy duro para vivir. Está grabada en el interior de casi todos nosotros. Hay personas que aunque atraen con mucha facilidad la abundancia a sus vidas se sienten culpables. No creen haber trabajado lo suficiente o haberse esforzado bastante. No se lo merecen.

De este modo aunque atraen fácilmente grandes cantidades de dinero se deshacen rápidamente de él: lo pierden, lo gastan inútilmente, les surgen imprevistos… otros, por el contrario, pasan muchas horas trabajando para darse la sensación de merecer su sueldo.

¿Cuántas horas al día les quedan para disfrutar de ellos mismos?

¡Aceptemos la abundancia y la prosperidad en nuestras vidas!

¡Atrevámonos a ser felices!

¡Me merezco todo lo bueno, me libero de las limitaciones y creencias impuestas por la sociedad y por mi pasado. Soy libre y disfruto de la totalidad de las posibilidades!

Aquí dejamos unos pasos que pueden ayudaros a aceptar esta abundancia de vida:

  • Alégrate de la prosperidad ajena, criticar la forma en que otros administran sus ingresos equivale a decirle al Universo: a mi no me gusta gastar ni tener mucho.
  • Elimina los límites a tus ingresos, no te limites a unos ingresos fijos. Nunca sabes de dónde puede provenir una fuente nueva de ingresos.
  • Identifica en ti las falsas creencias que causan tus carencias. La mayoría de nosotros hemos crecido con estas creencias.
  • Agradece lo que ya tienes, aunque no te guste del todo y desees algo mejor.
  • Aprende a recibir, agradece de corazón lo que los demás te ofrecen, los piropos…
  • Permítete aceptar la abundancia en tu Vida
  • Deja marchar lo viejo, dejando así espacio para acoger lo nuevo.
 
Fuente: http://bit.ly/2rUtjpY

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado tu suscripción.
¡Hoy se parte de nuestra comunidad!
Suscríbete a nuestro newsletter para recibir nuestras novedades.

Usamos Sendinblue como plataforma de marketing. Al hacer clic a continuación para enviar este formulario, consiente que la información proporcionada sea transferida a Sendinblue para su procesamiento de acuerdo con sus términos de uso

BIODESCODIFICACIÓN – PÁNCREAS

BIODESCODIFICACIÓN – PÁNCREAS

 

Para poder comprender en su totalidad, cualquier síntoma en nuestro páncreas, es necesario conocer su embriología, su origen, porque de esto dependerá nuestra capacidad para poder determinar el conflicto emocional que lo dañó, despreocuparnos por lo que se esté viviendo

El páncreas es un órgano retroperitoneal mixto, exocrino (segrega enzimas digestivas que pasan al intestino delgado) y endocrino (produce hormonas, como la insulina, el glucagón, polipéptido pancreático y la somatostatina), entre otros, que pasan a la sangre. Tiene forma cónica y mide entre 15 a 23 cm. La cabeza se localiza en la concavidad del duodeno o asa duodenal formada por las tres primeras porciones del duodeno y asciende oblicuamente hacia la izquierda.

El páncreas es un órgano encapsulado situado en el abdomen, entre el estómago y el intestino. Es una glándula anexa al tubo digestivo, ligada al duodeno. El páncreas posee dos canales excretores: el principal, llamado canal pancreático o canal de Wirsung y el otro, llamado canal accesorio o de Santorini.

El páncreas tiene dos funciones básicas:

  1. Segregar enzimas digestivas al intestino delgado (para asimilar los alimentos)
  2. Producir hormonas necesarias para la sangre

Funcionamiento y proceso biológico:

En Biodescodificación, todos aquellos órganos o tejidos procedentes del Ectodermo, en fase activa del conflicto emocional, presentarán pérdida de tejido, de sustancia. Y en fase de solución, presentarán proliferación de células. (Los mal llamados tumores).

A su vez, todos los órganos y tejidos procedentes del Endodermo, en fase activa del conflicto emocional, presentarán proliferación de tejido o sustancia. Y en fase de solución habrá necrosis, pérdida o desaparición de ese tejido o sustancia extra y se presentarán sangrados.

Parte Exocrina del Páncreas – Procede del Endodermo:

  • Segrega Enzimas Digestivas, Jugos pancreáticos que contienen Amilasa, Lipasa y Tripsina para poder licuar los alimentos que pasan al intestino.

Parte Endócrina del Páncreas – Procede del Ectodermo:

  • Produce Hormonas que regulan el metabolismo de azúcares en sangre, como la insulina y el glucagón.

Pues bien, en la fase activa de mi conflicto emocional, es decir, cuando he sufrido el impacto, cuando sólo pienso en ello, cuando no puedo ni quiero comer o dormir y cuando vivo mis días sólo dándole vueltas a lo sucedido, se presentará una multiplicación de células en el páncreas exócrino (carcinomas), porque es tanto lo que “tengo que digerir” (obviamente simbólico), que el cerebro envía la orden de “agrandar” el órgano, hacerlo más efectivo.

En muchas ocasiones, esta multiplicación de células es tan grande, que se bloquea el funcionamiento del esfínter de Oddi, ocasionando inmediatamente la difícil evacuación de los jugos pancreáticos, produciendo un gran dolor, dando lugar a una pancreatitis.

Si nos llegan a hacer exámenes médicos justo en este momento, aparecerá sin duda, la multiplicación celular, detalle que alarmará al médico que no sepa de las fases de las enfermedades y del funcionamiento de los tejidos embrionarios. ¡Así que cuidado!

Cuando ya hemos entrado en fase de solución, hay inflamación del tejido, del páncreas en sí mismo y puede haber formación de quistes y necrosis del tejido excedente (el que se había formado para hacer más grande el páncreas y digerir mejor, lo que puede significar sangrados sin importancia.

Y otro detalle importante, en un TAC cerebral, el foco de Hamer, queda marcado en la misma zona que domina al hígado, por lo tanto, hay mucha relación entre los conflictos emocionales, pudiendo también vivirse un miedo a la carencia.

¿Qué conflicto emocional estoy viviendo?

En la Biología, todo el proceso digestivo se resume a tragar, digerir, asimilar y desechar.

Pero en el páncreas, únicamente recae la función de “digerir” y “asimilar”, puesto que biológicamente, produce enzimas para ello. Yo puedo tragar un bocado, digamos, un bocado de manzana, pasa a mi estómago para ser digerido, y de ahí, gracias a las enzimas pancreáticas mis intestinos se disponen a asimilar dicho bocado para tomar los nutrientes, desechar lo que no se usó y yo seguir con mi vida.

En Biodescodificación, la única emoción que puede afectar al páncreas es:

“Me han quitado algo, que ya era mío, y que yo estaba a punto de asimilar”.

Es por eso, que más del 90% de los casos de conflictos en el páncreas, están relacionados con problemas de herencias. Es una mezcla (dado que intervienen los intestinos), de:
“No puedo digerir que me hayan quitado esto que ya era mío”. Todo esto, además, vivido con una emoción de: no puedo creerlo, no me lo esperaba, nunca lo imaginé.

Y podemos estar hablando de una herencia, de unas vacaciones, de un regalo, de una meta, de un ascenso, de un aumento de sueldo, de un finiquito, de un pago extra, etc. De cualquier cosa material, suceso que yo de por hecho que voy a recibir y que por alguna circunstancia no suceda. Obviamente que dependerá de cómo yo lo viva, de qué tanta importancia yo le dé. Lo que, desde luego, estará relacionado con mis metas, mis expectativas y mi tolerancia a la frustración.

Otros conflictos emocionales que pueden afectar al páncreas, serán las historias parecidas a lo que sigue:

  • Todos me reclaman el haberme quedado con…
  • Me resisto a quedarme oculto, debo salir a defenderme de esa injuria, de ese deshonor.
  • Mi pareja abusa de mi hija (tomando a la hija como mía, mi bocado)
  • Si pierdo aquello, ya no tendré para vivir
  • Me sentí deshonrado cuando me corrieron (de la casa, del trabajo, etc)

Analizando la zona específica del páncreas que presente el daño, podemos además de lo anterior, determinar conflictos más específicos, todos ellos en relación a aquello que sentimos nuestro, que esperábamos recibir, que nos quitaron.

Islotes de Langherans + células alfa:

  • Me resisto a vivir esta situación tan asquerosa, tan repugnante.

Islotes de Langherans + células beta:

  • Siento asco y me produce miedo que me agredan así, me ofende estar dando éste espectáculo.

 Parénquima en general:

  • Tengo miedo a la carencia, a la indigencia, a no contar con “eso” para vivir.
  • No tiene nombre lo que me hicieron, me dejaron sin mi parte, sin nada.

Cola del páncreas:

  • Fallé, lo traicioné, fue indigno.
  • Me fallaron, me traicionaron, fue indigno.

Independientemente de los detalles, ante un conflicto en el páncreas, lo primero que deberemos preguntarnos es:

¿Qué cosa, sentí que era mía y me la quitaron?

  • Ya no me la dieron
  • Me la están peleando
  • Mi familiar la quiere para él
  • Nunca me la dieron y era mía
  • Me la prometieron y nunca me la dieron, etc.

Ya con éstas preguntas, yo seré perfectamente capaz de dar con el origen de mi problema en el páncreas, cambiar mi manera de verlo, entenderlo, asimilarlo y sanar.

Deberé buscar en el proyecto sentido, investigar si mi madre sufrió durante el embarazo, alguna vivencia de éste tipo, en donde ella esperara algo que ya sintiera entre sus manos y que a la mera hora se lo hayan quitado o no lo haya recibido.

 

FUENTE:
https://bit.ly/3crWnhd

 

MEMORIA EMOCIONAL

Si tienes interés en descodificar tus heridas, enfermedades y problemáticas, puedes contactarme al 044 55 1609 2479 o talleres@memoriaemocional.com y hacemos tu abordaje personal para la resolución de un conflicto, síntoma o enfermedad.

Consulta presencial y Zoom.

 

No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado tu suscripción.
¡Hoy se parte de nuestra comunidad!
Suscríbete a nuestro newsletter para recibir nuestras novedades.

Usamos Sendinblue como plataforma de marketing. Al hacer clic a continuación para enviar este formulario, consiente que la información proporcionada sea transferida a Sendinblue para su procesamiento de acuerdo con sus términos de uso

Biodescodificación: Las historias familiares que influyen en el embarazo

Biodescodificación: Las historias familiares que influyen en el embarazo

La historia de nuestros ancestros puede influir en un embarazo. Fechas de nacimiento y fallecimiento, parecidos físicos, profesiones, herencias directas, antepasados claves. Todos estos datos toma esta terapia alternativa, cada vez más presente como recurso para “destrabar” temas puntuales y limitaciones personales

 

Aunque como todo saber no avalado por la ciencia tiene sus detractores, la estadística casera de temas que se van repitiendo en una familia (con particularidades y detalles que van cambiando, por supuesto) es difícil de explicar desde la teoría, pero bastante contundente en lo real.

Los miembros de una familia se influyen recíprocamente en su salud y en su conducta.

Es decir, que todos estamos conectados y vivimos historias paralelas, pero especialmente lo estamos a nuestras familias y a nuestras parejas (familias elegidas).

¿Cómo vivieron nuestras madres, abuelas, bisabuelas sus embarazos y maternidades?

Lo primero que debe hacer quien desea biodescodificar un tema en particular es recabar historias, cuentos, narrativas, fechas. Como un investigador privado, entrevistar, preguntar, revisar documentos, indagar en lo que fue tapado u oculto. ¿Qué puede aparecer, según lo que dice esta perspectiva de trabajo? Antepasadas que han fallecido al dar a luz, bebés que no sobrevivieron o prematuros, abortos, un padre que abandonó a su mujer embarazada y nunca más saben de él, embarazos producto de violaciones, riesgo de vida (por alguna complicación) para las mamás, embarazos no deseados, tristezas o duelos durante la gestación, etc.

A todos se nos puede ocurrir que en alguna de nuestras ramas, materna o paterna, haya historias como éstas, pero, en algunos casos los traumas son más profundos y dejan secuelas en los descendientes. “Estos programas vienen de historias tan fuertes que, muchas veces, la persona se genera síntomas físicos en su sistema reproductor, que le impiden aun más el embarazo.

Enfermedades como trombofilia, endometriosis, fibromas, pólipos, miomas y quistes uterinos, de ovarios, trompas tapadas, varicocele, baja calidad de espermas, son algunos de estos ejemplos. También hay personas que tienen este programa de infertilidad encubierto, y se manifiesta a través de que no consiguen pareja. Sus relaciones son casuales, con nadie llegan a formar una unión estable o una familia, o cuando se plantea la posibilidad de ser padres, algo ocurre, y el vínculo se rompe”.

Cada historia familiar abrirá temas específicos y el terapeuta y consultante podrán revisar juntos esa historia para sacarla a la luz primera- paso importante  y luego reinterpretarla, para soltar las cargas que no son nuestras y seguir la vida, lo más creativa, original y auto-centrada en nuestra misión particular que podamos.

 

FUENTE:
https://bit.ly/3lnAgN2

 

Biodescodificación: Las historias familiares que influyen en el embarazo

PROYECTO SENTIDO – DESCODIFICACIÓN

El niño trae la historia inconsciente del sistema familiar, su corazón esta unido a lo que siente su madre, por tanto todo lo que ocurra en la familia afecta al bebé. Desde el vientre materno se empieza a formar su percepción del mundo

Cuando un niño está en el vientre de su madre, vive los estados emocionales de ella cien por cien. No existe una separación entre el yo de la madre y el yo del niño. La edad cronológica de la formación neurofisiológica del bebé es hasta los tres años aproximadamente hasta entonces el yo del niño es igual al yo de la mamá.

-Nuestros niños no nos ponen nerviosos, ellos son el espejo en el cual debemos ver nuestro neviosismo. Nuestros niños son el reflejo de la familia.
-Nuestros niños no se ponen enfermos, los ponemos enfermos, y muchas veces son reparadores de cargas transgeneracionales.

No se trata de entrar en la culpabilidad, sino de saber y tener conciencia que podemos hacer muchos por nuestros hijos, si queremos que estén sanos, debemos cuidar nuestras emociones y sentimientos. Nuestros hijos son espejos de lo que rodea a la familia. Parece increíble, pero si reflexionamos y tomamos conciencia de que la realidad de todas las cosas es la unidad, comprenderemos que hay una unidad bebé-mamá.

El bebé siente como propio lo que le sucede a mamá: sus alegrías, sus tristezas, sus preocupaciones, y lo mas importante aquello “no dicho”, lo “no expresado”. A esto le llamamos Proyecto Sentido (PS).
Muchas enfermedades, se encuentran programadas en esta etapa de la vida.
A nivel racional es difícil de comprender, pero a nivel inconsciente está claro, el Inconsciente Biológico es inocente, y repite las pautas y programas que se instauran en esta etapa tan crítica y fundamental.

El PS es una oportunidad de sanar unos errores que, de no somatizarse en lo físico, no tendrían fin. Carl G. Jung nos diría que el hijo muestra la sombra de sus padres y de sus ancestros y que lo hace a través de los síntomas físicos.
La sombra se refiere a las partes desconocidas de nuestra psique, pero también a las partes desconocidas del mundo espiritual. Cuando el bebé está enfermo está mostrando una parte de la sombra de la madre, luego a medida que va creciendo, va creando otras relaciones o vínculos con el papá, con el hermano, etc.

 

Cuando se trabaja con el PS, ocurre algo mágico: cuando la madre toma conciencia de todo el problema, el niño presenta una mejoría prácticamente instantánea. Las cosas se resuelven solas, porque nuestro inconsciente lucha por salir y expresarse, y cuando lo hace, desconecta los programas. Nuestro inconsciente quiere emplear toda la energía para vivir, y no para expresar lo “no resuelto” y “lo no dicho”.

El proyecto sentido es múltiple, y en sus facetas se encuentran muchos de los programas que luego revivimos cuando somos adultos, por una fuerza del inconsciente que está relacionada con la fidelidad familiar. Romper ese lazo o bloqueo se hace imprescindible para poder vivir nuestro proyecto de vida libremente y sin condicionamiento.

 

FUENTE:
https://bit.ly/3iOyItk
Biodescodificación: Las historias familiares que influyen en el embarazo

ANSIEDAD: ANTICIPACIÓN DE MIEDOS Y PELIGROS

 La ansiedad es una situación emocional que irrumpe en nuestras vidas cuando sentimos un peligro (real o imaginario). Es un sentimiento de inquietud profundo que altera la normalidad de nuestras capacidades cognitivas.

 

¿Qué es la Ansiedad?

Se trata de un código de supervivencia porque es una adaptación para que podamos reaccionar ante una situación de emergencia. Sin la ansiedad actuaríamos de manera inconsciente ante peligros que pondrían en riesgo nuestra supervivencia.

Realmente, la ansiedad es una señal de alerta, el aviso de un peligro que acecha. Por tanto, permite a la persona prepararse para enfrentar la situación de amenaza. Esto no tiene nada de extraño; la ansiedad es un estado emocional y constituye una respuesta habitual a diferentes situaciones estresantes. Desde este punto de vista, un determinado grado de ansiedad es positivo porque nos ayuda a gestionar el día a día de nuestra vida cotidiana ante estímulos reales o potenciales.

Cuando percibimos o imaginamos una situación de peligro potencial, el sistema simpático se dispara y toma el control de nuestro cuerpo para enfrentar ese peligro. Esas reacciones pueden ser de lucha, huída o parálisis. Sin embargo, todo cambia cuando esa ansiedad rebasa la capacidad adaptativa de la persona, convirtiéndose en patológica.

En las sociedades modernas, la ansiedad patológica se ha convertido en una enfermedad muy frecuente con repercusiones muy desagradables para quienes la sufren. Los trastornos de ansiedad más comunes son las fobias, el trastorno obsesivo-compulsivo, el trastorno de pánico, la agorafobia, el trastorno por estrés postraumático, el trastorno de ansiedad generalizada y el miedo escénico que surge normalmente al tener que hablar en público o por el solo hecho de imaginarlo – anticiparlo.

Hablamos de ansiedad patológica cuando el estímulo adaptativo supera la capacidad de respuesta del organismo, dando lugar a una respuesta intensa y desproporcionada que limita y condiciona el funcionamiento cotidiano.

Sintomas Fisicos y Psicológicos

Físicos:

Vegetativos:

  • sudoración
  • sequedad bucal
  • mareos e inestabilidad.

Neuromusculares:

  • temblores
  • tensión muscular
  • cefaleas y parestesias.

Cardiovasculares:

  • palpitaciones
  • taquicardias y dolor precordial.

Respiratorios:

  • disnea.

Digestivos:

  • náuseas
  • vómitos
  • dispepsia
  • diarrea
  • estreñimiento
  • aerofagia
  • meteorismo.

Genitourinarios:

  • micción frecuente
  • problemas de la esfera sexual.

Piscológicos y conductuales:

  • Aprensión y preocupación.
  • Sensación de agobio.
  • Miedo a perder el control y a volverse loco
  • Sensación de muerte inminente.
  • Dificultad de concentración y sensación de pérdida de memoria.
  • Inquietud, irritabilidad y desasosiego.
  • Inhibición o bloqueo psicomotor.
  • Obsesiones o compulsiones.

Las personas que sufren ansiedad patológica sienten angustia y miedo; desean huir a pesar de no poder identificar nítidamente ni el peligro ni los motivos de ese anhelo de huida. La ansiedad patológica no es tanto la manifestación de diversos problemas a los que se enfrenta la persona en su vida cotidiana como la idealización que de esos problemas y situaciones hace la persona. El problema se agrava cuando esta reacción que denominamos ansiedad patológica es muy intensa, como en los ataques de pánico (situaciones en las que la persona no puede controlar su ansiedad) o cuando esa reacción aguda se convierte en hábito, es decir, crónica o muy frecuente.

En el fondo, la ansiedad manifiesta una falta de confianza hacia la vida, falta de confianza que deviene en temor sin un motivo real que sume a la persona en la angustiosa espera de un peligro impreciso e improbable. Esta espera dolorosa bloquea a la persona y la impide vivir, sentir y disfrutar el momento presente, obsesionándose con lo que pueda ocurrir, imaginando toda clase de potenciales peligros y reveses, observando cualquier circunstancia o señal que pueda confirmar sus sospechas.

La imaginación entraña peligros. Bien manejada, nos permite generar situaciones y escenarios para afrontar conflictos; pero en una persona con ansiedad la imaginación suele llevarle a los peores finales posibles. La ansiedad esconde, por tanto, una profunda desvalorización e impotencia que nos lleva a creer que no somos capaces de afrontar y gestionar con éxito las situaciones.

Resulta crucial tomar conciencia de que cuando hay ansiedad realmente es la imaginación la que toma el control, impidiéndonos disfrutar del presente, dando paso a miedos y peligros posibles, pero improbables. Hay que aprender a confiar más en nosotros mismos, en nuestras capacidades, en nuestras cualidades, en nuestra intuición, sin sentir la presión de tener que demostrar y demostrarnos nada. El intento de control sólo produce más descontrol. Si tratamos de controlar los miedos y temores que provoca la ansiedad sólo lograremos reforzarlos, alimentarlos; provocando, a su vez, miedos y temores más profundos.

Descodificación Biológica

La Descodificación Biológica de la ansiedad nos lleva necesariamente a profundizar en las situaciones y circunstancias de las que surge. Habitualmente, los conflictos emocionales inconscientes que dan lugar a la ansiedad tienen un origen transgeneracional o en la etapa del Proyecto Sentido. Receptores de programas inconscientes legados por nuestros antepasados o por nuestros padres, nacemos predispuestos o diseñados para repetir lo que ellos sufrieron, sus miedos, sus temores. La exposición, incluso décadas después, a circunstancias emocionales similares a las que ellos afrontaron hará que probablemente somaticemos dichos conflictos. Por eso, es determinante tomar conciencia del origen real del programa inconsciente que desata la ansiedad, pues ésta es en realidad el aviso de que albergamos en nuestro inconsciente un conflicto emocional activo y latente.

La ansiedad manifiesta la existencia de una emoción profunda -normalmente heredada- que debemos localizar para llevarla a la conciencia -hacerla consciente- y aprender a manejarla. Averiguar y comprender las circunstancias en las que se programó el conflicto y las que lo activan en nosotros resulta esencial para neutralizar la ansiedad y evitar que se convierta en algo más grave. Sólo reviviendo en detalle las circunstancias en las que nació el conflicto que se esconde tras la ansiedad y la situación y el sentido por el que éste se manifiesta en nosotros será factible descodificarlo de manera efectiva, encontrar el «para qué», tomar conciencia y desaprender; es decir, cambiar las creencias asociadas a esos miedos y temores para liberarnos y desactivar el conflicto tanto en nosotros mismos como en nuestros descendientes.

FUENTE: https://bit.ly/2VfDXsN

Biodescodificación: Las historias familiares que influyen en el embarazo

BIODESCODIFICACIÓN: EMOCIONES QUE AFECTAN TU SISTEMA INMUNOLÓGICO

Las personas sociables y extrovertidas tienden a tener una función inmunológica más fuerte.


Ya hay estudios que comprueban que la actitud mental y la fortaleza emocional juegan un papel importante en nuestra salud. Esto se debe a que tu sistema inmunológico y tu cerebro están conectados.  Este campo es conocido como la psiconeuroinmunología.

Esta ciencia ya ha comprobado que el estrés puede ocasionar enfermedades, y que a la inversa, los momentos felices y de diversión pueden aliviar molestias y dolores. Tanto así, que las personas sociables y extrovertidas tienden a tener una función inmunológica más fuerte.

¿Qué conflicto emocional estoy viviendo?

El conflicto emocional básico o primordial que yo debo estar viviendo para dañar mis defensas, mi sistema inmunitario, para desarrollar una enfermedad auto inmune o para presentar una inmunodeficiencia, necesariamente está relacionado con la confianza en mí mismo, en los míos, en mis relaciones.

Inconscientemente, he vivido mi vida sin poder defenderme de los demás, ya sea porque me siento inferior, o porque me han hecho creer que lo soy. Pero jamás me he defendido, ni he defendido mis creencias o mi forma de ser, me siento constantemente atacado y no he sido capaz de “luchar por mí”.

Por lo general, toda persona que presente una deficiencia de éste tipo, proviene de un hogar o de un ambiente de crianza, en donde uno o ambos padres o educadores, tienen un carácter “castrante”, “dominante”, “impositivo” (de imponer), donde el “debe ser” no es un tema a discusión y en donde se espera que seamos lo que ellos esperan que seamos.

Hogares o ambientes en donde las creencias religiosas o culturales son impuestas, así como también profesiones, carácter y hasta gusto por cierto tipo de aspectos de la vida como música, cultura, forma de vestir, de comportarse o de actuar.

El crecer para “darle gusto a los demás”, para “ser aceptado por los demás”, provoca un carácter sumiso, callado, y por mucha rebeldía que el consciente quiera demostrar, el inconsciente biológico se siente “sometido”.
Debo obedecer, callar y olvidarme de “ser yo”.

Crezco sin el permiso para defenderme, para expresar mis ideas, con miedo de no ser aceptado o de ser rechazado. Temo que no me quieran por ser diferente.

Se puede decir que la emoción oculta y principal de toda inmunodeficiencia es:

  • Me siento atacado por la familia (o un miembro de la familia) y yo no digo nada.

Si el ambiente que me rodea no contiene nada de lo anterior y yo vivo sin miedo alguno a ser yo, soy fuerte y mi autoestima está por los cielos, entonces deberé irme a mi Transgeneracional, para buscar estas vivencias en mis dobles.

Tengo que encontrar a dobles que hayan vivido sometidos, que hayan vivido guardando las apariencias, obedeciendo los deseos de los padres, siguiendo las reglas del “debe ser”, etc.

En el proyecto sentido, deberé buscar historias en donde mi madre o mis padre, hayan vividos éstas emociones durante el embarazo.

Si mi autoestima está bien, si todo en mi vida está perfecto y yo sé que puedo defenderme, defender mis ideas, gustos y creencias, entonces sólo me falta decírselo a mi subconsciente, reconocer mi fuerza, mi fortaleza.

Para ello, puedo escribir una carta de duelo liberándome de haber pensado que estaba enfermo. Aceptando que no viviré más con mis defensas bajas, que merezco vivir sano y que no voy a cargar con historias de otros, de la familia.

 

FUENTE: https://bit.ly/2QJm96M

Biodescodificación: Las historias familiares que influyen en el embarazo

BIODESCODIFICACIÓN: DIENTES

Está relacionado con un conflicto inconsciente no resuelto, por lo cual resulta importante para su resolución la toma de conciencia del mismo.

En nuestros dientes llevamos parte de los conflictos de nuestro clan y los propios conflicto. Puede parecer increíble que tus dientes se vean afectados por problemas de tus antepasados y por una mala gestión emocional.

El investigador de la biodescodificación dental es el Dr Christian Beyer, francés. El dr Beyer comenzó a experimentar con sus pacientes y pudo constatar la relación entre los problemas odontológicos y los conflictos emocionales de la persona.

Por ejemplo la persona con un problema de desvalorización, puede manifestarse en patologías bucales. Su método se llama Psiconeurodontología o descodificación dental.

En 32 dientes puede haber 197 caries diferentes y cada uno de ellas da cuenta de una conflictiva.

“Cada carie es signo de un sentimiento no escuchado, no expresado”
Christian Beyer.

En ese sentido una determinada patología bucal está relacionada con un conflicto inconsciente no resuelto, por lo cual resulta importante para su resolución la toma de conciencia del mismo. Ese conflicto interno no expresado, se expresa mediante una patología en un diente o muela como pueda ser una carie o los diversos problemas que se presentan a nivel bucal.

Los cristales de oxiopatita que están en los dientes y huesos contienen una memoria. Esa parte interior del ser humano queda inscripta en esos cristales. Los cristales son capaces de generar electricidad y guardar memorias.

“Un estudio del gobierno francés, de la armada, hace 25 años descubrió que cuando el diente se fabrica en nuestro cuerpo, si tenes un shock emocional, una proteína de estructura de un diente va a ser mal formada. Y es en ese lugar donde años mas tarde vas a tener una carie. Entonces, la armada francesa demostró los vínculos entre las emociones y la fragilidad de nuestros dientes…..Lo que yo hago es nuevo y muy preciso. A partir de un diente llego a una parte de vuestra estructura psicológica , y puedo poner en palabras lo que habeis vivido pero que no has podido aceptar en vuestra cabeza. Como puede haber un vínculo entre un diente y esa estructura psíquica? Primera información. Según la embriología, durante la fabricación del feto es el mismo tejido embrionario el que va a fabricar vuestros dientes y todo vuestro sistema nervioso, desde los nervios sensitivos hasta vuestro cortex tienen el mismo origen embriológico. Que pensemos después que ese origen común no tiene sentido eso cada uno es libre…. Otro punto en común vuestra estructura mental , es una estructura eléctrica, está compuesta de cristal, y desde un punto de vista físico un cristal produce electricidad. La otra parte de nuestro cuerpo que funciona con electricidad es nuestro cerebro es el sistema nervioso en totalidad Tienen el mismo origen y el mismo modo funciona. Y como se comunican?… Hay una ley física que explica que cuando tenes un campo eléctrico, tenes un campo magnético y un campo electromagnético,es físico, no es esotérico. La parte que parece esotérica es que a partir de la existencia de un campo electromagnético hay un intercambio de información, salvo que siempre es físico.”
Exposición de Christian Beyer El diente en la estructura Psicoemocional del individuo 

En nuestros dientes llevamos impresas nuestras memorias. Nuestras vivencias, nuestros conflictos no resueltos así como también programas de nuestros antepasados.

El Dr Beyer en su exposición en torno a las caries expresa:

“No son los microbios los que hacen el agujero es vuestro sufrimiento, el que hace el agujero en el cual el microbio va a entrar”


En biodescodificación se estudia la genealogía, el proyecto sentido, informaciones que han quedado grabadas en la memoria. Es decir dichas informaciones provienen de la historia de esa persona así como de su árbol genealógico.

Cada diente tiene un significado, está vinculado a una emoción no expresada, a un conflicto no resuelto. Cuando un conflicto no es resuelto de forma adecuada, se manifiesta en el cuerpo. Para la biodescodificación dental, los dientes son una protección que impide que enfermemos canalizando de esta manera el conflicto no resuelto.

En las investigaciones realizadas por el Dr Beyer identifica cada conflicto de los dientes. Relaciona cada cuadrante en los que se divide la boca con una conflictiva determinada.

De esta manera el cuadrante que se sitúa en la parte superior a la derecha, representa el clan y la figura del padre.

Piezas dentarias de la 11 a la 18

  • Rol del padre
  • La relación con el padre
  • Reglas, normas.
  • Ausencia de padre o pérdida de amor del padre
  • Traición. Alguien traicionó o ha sido traicionado. Desesperación.
  • Proyectos sueños. El clan, el padre, no se ocupa de mi.
  • Exclusión del clan.
  • Cumplir el objetivo de vida. Obedecer al jefe.

El segundo cuadrante en la parte superior a la izquierda representa la familia y la imagen materna.

Piezas de la 21 a la 28

  • Madre. Rol de la madre.
  • Relación con la madre.
  • La moral, el bien y el mal. Tradiciones y costumbres. Capacidad de someterse.
  • Conflicto de falta, de vacío, desconexión de la familia. Amor de la madre.
  • Memoria de engaño y de rechazo. Injusticia.
  • Necesidad de ser una persona equilibrada. Habla de lo que quiero ser.
  • Pertenencia a la familia. Alianza familiar. La tradición.

Pecado. Relaciones prohibidas moralmente. Asentir.

El tercer cuadrante situado en la parte inferior izquierda representa el hogar.Piezas 31 a 38

  • Acción de la madre.
  • Protección de la materna.
  • Memorias de esclavitud, de servidumbre.
  • Memoria de pérdida. Amor de pareja.
  • Rechazo.
  • El reconocimiento, los apellidos, los apodos. Niño abandonado. Extracción del útero. El hogar.
  • El merecimiento; el rechazo. No valgo. Memorias de ahogo.
  • Memorias de penitencia, de perdón.Y el cuarto cuadrante en la parte inferior derecha representa el trabajo.
  • Agresividad masculina. Memoria de violencia.
  • Protección del padre.
  • Memorias de caída (real o simbólica). Recuperar una propiedad.
  • Pérdida de hermanos.
  • Frustración. Rabia, enojo, ira, por sentirse frustrado.
  • Deseo. Conflicto de la potencia masculina. Vergüenza. Mi padre siempre duda de lo que hago.
  • Memoria de destierro, de no poder volver. No ser perfecto. Sufrimiento por el éxito. Ser el mejor. Objetivo logrado.
  • Conflicto con la sexualidad. Pudor. Secretos.

La incapacidad del ser humano de expresar una emoción, un conflicto, de simbolizarlo a través de la palabra encuentra una forma de expresión a través de problemas en la dentición, dientes en mala posición, dentarias, caries, dolores, etc que constituyen una adaptación biológica a ese conflicto sin resolver.

La toma de conciencia del significado de esas memorias en los dientes permite resolver un conflicto propio o resignificar y trascender un conflicto transgeneracional.

FUENTE: https://bit.ly/2wipVx7